Monday, 8 January 2007

Hombre vendiendo baratijas


El aspecto de este hombre contrasta con la minucia de su oferta.
Las joyas de fantasía las sostiene entre sus dedos como quien sostiene una frágil mosca.
Su rostro está aumentado por una inflamación en el maxilar inferior y aun así tiene que salir a rebuscarse la vida.
La cara es casi tan ancha como los hombros y la mirada trata de esconder la deformidad física del rostro.
La mano derecha trata en vano de pasar inadvertida, pero su inclinación a garfio la hace evidente ante el espectador.

No comments: