Monday, 29 April 2013

El Sueño de la Rolleiflex

Hay una canción que dice que en la vida hay amores que nunca pueden olvidarse. Ese segmento de verso romántico sirve de epígrafe a esta imagen que existe a la entrada de la Galería Caixa Forum, en Madrid. Hay lugares que uno visita y visita de nuevo y de nuevo tiene que fotografiar.
Este es el caso particular detrás de la imagen de un hombre viejo subiendo de forma casi penosa las amplias gradas que llevan a la primera planta de la edificación.
Desde hace varios años y cada vez que visito Madrid tengo que rendir homenaje a este magnífico detalle de arquitectura. Finalmente y luego de haber disparado la cámara para lograr este negativo oscuro, misterioso, algo tétrico y a la vez poético, pienso que he logrado la imagen que me ha eludido en más de una ocasión en visitas anteriores.
Debo decir hoy adiós a la bella escalera de reluciente acero inoxidable, a su encantador misterio donde se reflejan luces y sombras en una pequeña sinfonía visual inigualable. La verdad es que no creo poder superar esta imagen.

2 comments:

Eugenia Varela Navarro said...

Querido Lalo,
Qué sorpresa , te escribe Clemencia Varela, hace algunos años decidí usar mi primer nombre Eugenia.Vivo en Paris y quiero salir para NY. Ya hice el pedido de mi licencia de trabajo allá y estoy esperando la respuesta en este momento.
Cuando quieras venir a darte una vuelta por acá, bienvenido . Qué es de tu vida? qué haces? tu familia? en fin tanto tiempo ! ojala me contestes. Mi skype es clem-paris tu trabajo y los textos me gustaron mucho, felicitaciones ; Bueno hasta pronto ! Eugenia Varela

Lalo Borja said...

Querida Clemencia, tendré que acostumbrarme a llamarte Eugenia. Tengo entre las memorias de ese Cali lejano, retazos de tu presencia en la Facultad de Arquitectura en San Fernando.
Yo continúo enseñando fotografía en Canterbury y siempre metido en el retrato.
Me halaga que te guste mi trabajo. Te agradezco el comentario y el mensaje.
Si un día voy de visita a Nueva York (mi hija mayor vive allí) me aseguraré de conseguir tu número telefónico.
Recibe un saludo cordial, Lalo