Monday, 18 August 2008

Salvador el peluquero


There is no place as good to get the pulse of the local lore, news, gossip and political views than the barbershop, no matter where you go. Cádiz is no exception and the local oracle happens to be Salvador (called Sarvadó) by everyone, including yours truly. He illuminated my ignorance with a superb history class which took as long as my hair was short. He was very gracious to allow me to photograph him in his doorstep right after the deed was done.

Pepe y Manuel











Pepe and Manuel (pronounced Manué), are two lovable rogues that walk ten thousand times a day back and forth in the beach in Cádiz, selling beer and soda pop, exchanging stories and good cheer with everyone. Here they are, already committed to memory by young Miss Rollei Thirty Five.
En la parte inferior se ve la entrada a la Playa de La Caleta, uno de los secretos mejor guardados de toda España, ojalá por mucho tiempo.

Un tipo y dos perros




En el calor alucinante de las tres de la tarde, este hombre ha salido a pasear sus perros y a dejarlos que éstos hagan lo que los perros hacen cuando el amo los saca a pasear por el pueblo. El sol destila fuego líquido y el visitante busca refugio en la sombra; todos se esconden del astro rey, menos la turista alemana que parece asombrarse de los perros y el amo.

Gazpacho andaluz


Esta señora conversa en la puerta del negocio con la vecina mientras el visitante juega a ser espía, con la pequeña máquina fotográfica. Ya el sol ha bajado un poco y luego de la cuarta ducha puede uno salir a pasear en busca de un vaso de Jerez y un café.

Columna


En el absoluto silencio de las sombras en la inmensa nave de la catedral en Cádiz, el visitante puede dejar que la imaginación vague y divague por donde le dé la gana. Los inmensos lienzos con imágenes religiosas aunados al pesado letargo de la tarde hacen que la mente viaje en distintas direcciones.

Aerobics



Esta es una de las mejores muestras de humanidad que el visitante encuentra en Cádiz. Allí las viejas, abuelas o no abuelas, mujeres todas por arriba de los cincuenta o sesenta años -excepción hecha de la instructora- se presentan tal y como son, sin tapujos, desprovistas de la engorrosa vanidad de otras playas, donde todas las mujeres, no importa su edad, tratan de aparentar ser estrellas del cine.

Edificio Abandonado






















Este edificio abandonado, justo enfrente de la entrada en la estación de trenes en Cádiz, tiene la apariencia de algo extraño; se me antoja una aparición monstruosa y a la vez llamativa, difícil de definir y sin embargo difícil también de evadir.

Friday, 8 August 2008

Interior del templo


Cádiz fue durante mucho tiempo puerto de embarque de navíos que partían hacia nuestra América. Quisiera pensar que hace cuatrocientos años alguno de mis tatarabuelos se detuvo por unos cuantos minutos a orar en este mismo piso y, arrodillado sobre la baldosa fria de la catedral imploró a su dios que le brindara suerte y buena fortuna, antes de embarcarse en su planeada aventura de emigrar por mar hacia el nuevo mundo.

El descabezao, Sevilla













Este caballo de tiro, de aquellas carrozas urbanas tan del afecto del turista, se propuso jugarme una triquiñuela. Apenas me vio tratando de fotografiarlo y con la excusa de espantarse un mosco quiso mostrarse al mundo como un personaje de película de terror y aquí aparece como si hubiera perdido la cabeza, literalmente.

Torre


Existe en Cádiz una torre de unos cinco pisos de altura, ubicada en la muy aptamente llamada Calle Marqués del Real Tesoro y desde donde, utilizando un aparato antiguo, pariente muy cercano de la cámara fotográfica, se pueden observar los cuatro puntos cardinales de esa hermosa ciudad. Esta es una vista interior de la Cámara Obscura, antes de cerrar sus ventanas y dar paso al asombroso invento de la vista circular por toda la ciudad.

La ciudad


Aquí la teneis, la muy noble y leal villa de Cádiz, en todo el esplendor del verano del cero ocho. Foto tomada desde la terraza de la Torre Távira, en cuyo interior existe una gigantesca Cámara Obscura, desde donde se puede observar la ciudad en un movimiento circular de 360 grados.

Arte conceptual?


Vaya uno a saber si lo que se quiere demostrar es que hasta los albañiles han entrado en la onda del arte contemporáneo.

Escondrijo Gaditano


Es tan caluroso el verano que los mismos perros buscan refugio durante las horas del mediodía, cuando calienta el Mono Jaramillo que hasta produce miedo. Afortunadamente este escondite se presta para el descanso y la siesta mientras se espera con calma el regreso de la brisa fresca ya pasadas las seis de la tarde. Afuera esperan los cafés al aire libre y la algarabía de miles de chiquillos correteando entre las palmas del parque.

Como las palmas


Ángeles González, bailaora que hace de las suyas, ágil y erguida con orgullo indomable de palma, mientras cientos de ojos siguen su ritmo por el tablao en la Plaza del Ayuntamiento en Cádiz. Difícil pensar que alguien puede demostrar tanto arte y salero si tenemos en cuenta que bailaba mientras caía plomo derretido sobre la ciudad, un día en que el verano no bajaba de treinta y cinco grados a la sombra.